sábado, 26 de enero de 2008

MAS DEL LIBRO BESTSELLER DE LA MASONERIA PERUANA 'LA DECADA DECADENTE" de Javier Aguero

LA DECADA DECADENTEA
utor Javier AgueroPrecio Pre Publicacion: s/.25.00 nuevos soles($8.50 USD.).
Presentacion: Valle deTrujillo 26 de Enero del 2008. (Primera Presentacion).
El libro esta impreso en formato A5 y tiene 285 paginas.Caratula a color con solapas.
Para informacion adicional, comentarios, sugerencia y criticas hacerlo a:
gnostico3333@yahoo.es
Esta obra hara a muchos pensar y repensar, es un libro para el analisis y la autocritica de la masoneria peruana. Javier Aguero, el H:. hace como un cirujano para abrir las historia, en funcion de una excelente documentacion de los hechos. Un libro que sirve para recordar la forma y estilo como funcionaron un grupo de masones peruanos para arrebatar el poder desconociendo la eleccion democratica del M:.R:.H:. Ricardo Noriega Salaverry el 22 de febrero de 1998.El libro describe sin pasion y objetivamente los pormenores de todo una conspiracion mediatica organizada por masones contras masones.
Creemos sin temor a equivocarnos que la presente obra de H:. Javier Aguero, habra de volverse un libro de lectura necesario y obligatorio de todo aquel que se tilde llamar un hombre libre y de bien, para que nunca mas se vuelva a repetir la intervencion judicial(imposicion foranea de autoridades) en la orden.A continuacion un extracto dellibro:.... MÁS ALLA DE LO OBVIOCuando a finales de los ochentas y bajo la Gran Maestría de Ricardo Noriega Salaverry se unen a las dos logias Arca de Noe y los hermanos separados de Rufas pasan libremente a ocupar sus columnas en la Jurisdicción de Corpac, Arturo Rivera, como joven adalid de los recién incorporados, se convierte en una amenaza latente para quienes, por antigüedad y sin clase, se sentían depositarios del viejo cuño de una tradición que ni entienden ni ejecutan.
La locuacidad, generosidad, conocimiento de la ritualística y del simbolismo, permiten a Rivera del Piélago destacar nítidamente y ser elegido como Presidente del Consejo del Simbolismo a sólo dos años de su incorporación. Sus logros siguieron en avance hasta ser electo por sufragio universal como Gran Maestro de la Gran Logia del Perú para el período 1996-1998.Se dijo y aún se repite que los conflictos en la G.L. nacen porque el G:.M:. Arturo Rivera pretendió desestabilizar el sistema antiguo, para perpetuarse en el cargo e irradiar a Luciano y Carlos. ¿Qué de cierto hay esto? Los hechos por mí estudiados y que obran en los documentos anexos demuestran lo contrario. Este dicho popular nos lleva entonces a considerar que todo fue un malicioso comentario inventado por alguien, ¿Quién fue ese alguien?Ese alguien debió ser un hermano que tuviera un interés muy grande y desproporcionado a su realidad, que lo empujó a buscar la satisfacción de su obsesión sin sospechar siquiera que socavaría la administración y los principios de la Orden.
El interés más verosímil de ese alguien debió ser la Gran Maestría, que anhelaba pero que no merecía. Articuló su plan para conseguir su anhelo y que en el camino se convirtió en una incontrolable Conspiración, con el calamitoso desenlace por todos conocidos.Se afirma que Héctor Ungaro fue enemigo acérrimo de Luciano porque encontró o buscó irregularidades e in conducta en su pasado gobierno.
Con fecha 01 de Agosto de 1996 envió una pl:. al G:.M:. Arturo, denunciando a Luciano por dipsomanía y actitudes bochornosas que llegaron agredir a las esposas de los HH:. y cita ejemplos como el acaecido en el Vall:. Trujillo y en el Vall. de Tacna. La carta incluye otros ítems de in conducta masónica como la de acudir a la cena de aniversario de la R:.L:.S:. Alberto Heller Nª 91 del Vall:. de Huancayo, el Sábado 2 de Setiembre de 1995, en compañía de una dama que no era su esposa.
También lo acusa de haber actuado a espaldas a la Gran Asamblea en la construcción del templo de los Halcones, cuya construcción es defectuosa y que le fue aprobado solicitar un préstamo hipotecario por $180,000 dólares USA para tres pisos y con el interés de 1.5% mensual y que él solicitó $ 250,000 dólares USA para cuatro pisos y a un interés del 2% mensual.La denuncia de Héctor como Vice Gran Maestro de Arturo no necesariamente tiene que ser vinculante entre ambos, como tampoco se puede inducir que por la salvaguarda de los usos y costumbre sea, en efecto, enemigo de Luciano.
Si lo fuese, la denuncia hubiera sido más concreta y menos extensa, ciñéndose al desbalance por falta de rendición de cuenta del gobierno de Luciano por el período 1994-96 y que ascendía al importe de S/. 374,785.00 nuevos soles, que fue detectado por los auditores Baraybar, Prisse, Medina y Asociados en el informe del dos de Julio del mismo año que la G:.M:. remitió a la Gran Comisión de Hacienda.
Es deshonroso, no cabe la menor duda, ser denunciado igualmente por delitos a la moral, máxime cuando el inculpado está obligado, por su alta investidura, a ser ejemplo inmáculo de honorable y buena conducta. Lo que particularmente resultaría agravante para la Masonería Peruana, en caso de demostrase como cierto, es el chilenismo ostensible de Luciano al obligar al V:. M:. de la logia José de Paula Vigil de Tacna, el 28 de Agosto de 1994, día de la Reincorporación de Tacna al seno de la patria, para que lo acompañe a Arica a recibir la medalla que una logia de ese O-riente le otorgaba y la obstrucción mediante pl:. del 18 de Julio de 1994 dirigida al Secretario Ejecutivo de la CMI impidiendo pro-seguir con la iniciativa del P:.G:.M:. Carlos Maraví sobre las Logias de Fronteras a pesar que hubo mereció la aceptación de los miembros de organismo masónico interamericano, permitiendo así que Chile tome la iniciativa, la que si apoyó sin más trámite.
El mismo día de la formulación de la denuncia de Héctor contra Luciano sobre el edificio de Los Halcones, 30 de Setiembre de 1996, extrañamente en la Gran Asamblea de esa noche, el propio acusado y otros HH:. en número de treinta, entre ellos Carlos Delgado, Tulio Manrique, Fausto Koc, presentan una Moción de Orden del Día para tratar el mismo asunto pero desde otro punto de vista: Los ingresos que produce la venta de Los Halcones.
Se hizo una publicación del trámite protocolar de esa Gran Asamblea bajo el título La Verdad de la Gran Asamblea del 30.09.96, una edición no oficial de la G:.L:. del Perú por cuanto no lleva ni pie de imprenta ni sello de la misma. En esa publicación se reproduce bajo el añadido: es copia literal de una grabación magnetofónica, la alocución de algunos participantes entre ellos la del Vice G:.M:. quien entre otros conceptos dijo: Sin embargo, cuando otro G:.M:. depositó 250 mil dólares en Certificados de plata y perdimos esa cantidad,¿Qué dijimos? ¿Le dijimos algo? No dijimos nada. O cuando otro G:. M:. saca S/. 9,000 de la caja y no rinde cuentas, ¿Le dijimos algo? Tampoco le dijimos nada. Sin embargo ahora es el primer agitador y el primero que dice que las cosas no están claras, que acá se está trabajando en forma totalmente oscuro y que previamente para darle un voto de confianza al G:.M:. debe presentar un Balance de Situación. Eso es aberrante, RR:. y QQ:. porque aún no tenemos seis meses en el gobierno y ya se está queriendo poner piedras en el camino.Se habla de los Halcones, si señor, los Halcones no lo hemos producido nosotros ha sido la irresponsabilidad del gobierno anterior que contra viento y marea sacó esta obra y nos ha endeudado con $ 250,000 y este templo, este, este templo en este momento está hipotecado y corremos el grave riesgo que se remate si es que no logramos levantar la hipoteca, ¿Queremos eso RR:. HH:.?Si ustedes quieren a la Masonería, permitan que ella tenga otro nivel, si no quieren que la institución despegue y que siga en la misma situación que estaba antes, sencillamente aprobemos el presupuesto del año pasado y no habrá pasado nada.¿Queremos seguir con las actitudes de borracheras en todos los valles? ¿Llevando a las queridas a todos los Vall:.? ¿Queremos eso? O ¿Queremos un G:.M:. que realmente sea respetable y respetado?Esto último, dicho por Héctor, generó voces de protesta enardecidas, aún cuando era obvio a quien se refería, fue cierto que el Vice no hizo mención de nombres.
Por eso dice la voz de calleja: a quien le caiga el guante que se lo chante.El resultado de la trifulca fue un penoso agravio y deliberada ofensa a la Gran Asamblea que obligó al G:.M:. a clausurar los trabajos y sin discutir el Presupuesto. En los años 70 u 80 fue inimaginable que un G:.M:. pudiera gobernar sin el presupuesto aprobado por más de medio año. Esos años eran los tiempos cuando para todos los HH:. era claro el concepto del simbolismo ritual de la ceremonia de iniciación al enseñar: que de aquí en adelante para todo nos es suficiente vuestra palabra honrada.
Que lejanas están esas épocas y que próximas pudiesen estar, si cada francmasón honesto, en el Aquí y en el Ahora, haciendo una profunda reflexión consciente dispusiera su corazón.SEMBRANDO VIENTOSLa actitud de un grupo de asociados en la Gran Asamblea del 30 de Setiembre de 1996, que no pueden ser reconocidos como HH:. por lo incalificable de sus actos, trasgredió los usos tradicionales de la Orden, trasladándose por el templo en ademán de abandonar el recinto; interrumpiendo con gritos a los oradores en el uso de la palabra e incitando al desorden; ellos fueron los mismos que en la Gran Asamblea anterior del 9 del mismo mes, llegaron notoriamente retrasados y llamaron de manera grosera e insistente a la puerta del templo, atentando contra las normas que caracterizan a un caballero masón y evidenciando un intento de desequilibrio institucional.Esos asociados: Germán Ayllon Calderón, José Carbonel Nieto, Javier Baquerizo Zuzaeta, Carlos Maldonado Manar, Carlos Ayllón Calderón, José Aliaga Arizaga y Jaime Diaz Vidal, fueron como es natural y propio a las ordenanzas de nuestra Orden, sus-pendidos de sus derechos por sesenta días contados a partir de la fecha del Decreto N° 114-96-0230-2379, el 18 de Octubre de 1996 y prohibidos de ingresar a los templos de la Jurisdicción hasta el vencimiento de la suspensión.Por lo leído hasta ahora, el tema de los Halcones fue la piedra del escándalo, la misma que no puede ser atribuida a la in-gerencia o voluntad del G:.M:. Arturo Rivera, por cuanto el informe sobre sus irregularidades fue presentado en la Gran Asamblea del 30 de Mayo de 1996 y fue esa Gran Asamblea la que determinó que se inicie el proceso masónico correspondiente contra el M:. R:. H:. Luciano Baquerizo y los que resulten responsables.Igualmente fue la Gran Asamblea del 25 de Junio del mismo año la que aprobó la venta del edificio de los Halcones por cuanto la amortización mensual del pagaré estaba agudizando el déficit de caja de la G:.L:. del Perú.En el entendido que para los caballeros masones la de-mostración de su inocencia es un factor categórico, no son comprensibles los argumentos de protesta a la forma del proceso que presentó como recurso de nulidad el M:.R:.H:. Luciano, sabiéndose que lo propio sería presentar los descargos en favor de su inocencia. Así, el 19 de Setiembre de 1996 la Gran Comisión de Justicia que veía su caso con el Expediente N° 003-96, emite la Resolución N° 03, por la que se le hace la última citación de tres días hábiles para que comparezca a declarar instructivamente, bajo apercibimiento de seguirle el juicio en rebeldía. ¿Era necesario que un P:.G:.M:. diera lugar a todo ello?La pregunta es concurrente, por cuanto en la carta que Luciano remite a la Gran Secretaria y que obra como anexo 5 de este escrito, el P:.G:.M:. aporta datos sobre los Halcones que la Gran Comisión de Justicia espera y que él, sistemáticamente, se niega a declarar.
Datos como haber asumido préstamo hipotecario del que ya se han pagado 8 amortizaciones; o la venta de un edificio, supuestamente mal construido y con fallas estructurales, con una utilidad de S/. 750,000.Germán Ayllon, quien fuera Gran Secretario del M:.R:. H:. Carlos Delgado, el 11 de Abril de 1991 expidió el Decreto N° 110-91-1022 convocando a elecciones de la Cámara Antonio Arenas falsificando la firma del entonces Gran Maestro en cargo R:.H:. Héctor Centurión Vallejo, propiciando con su ilícito la indignación del R:.H:. Centurión, la censura de los PP:.GG:.MM:. y la posterior creación de la Gran Logia del Norte. Lejos de ser llevado a disposición de la Gran Comisión de Justicia por su flagrante delito, contó con la cómplice anuencia e inconstitucional defensa del M:.R:.H:. Carlos Delgado.
La muy extraña actitud de Carlos Delgado podría encontrar motivo y de manera por demás forzado, en un dogmatismo cerrado y literal, sin asomo de sentido común alguno, de aquella frase ritual de vindicar la opinión del hermano aunque su conducta fuese justamente reprensible.La permanencia en la membresía de la Orden de personajes como German Ayllón, es una clara muestra de su descomposición moral y ética. Otra prueba de ello es que él mismo, en 1996, fue quien inicia la avalancha de denuncias contra la G:.L:.P:. en el 2° Juzgado Especializado en Derecho Público el 2 y 4 de Diciembre, solicitando nulidad del Decreto de G:.M:. del 18 de Octubre y pidiendo además que se ordene su reincorporación mientras se tramitaba su acción de amparo. Ambas denuncias fueron declaradas infundadas por el Poder Judicial con las sentencias del 31 de Diciembre de 1996 y 22 de Enero de 1997 respectivamente.No contento con ello, Germán insiste de manera tozuda o mal intencionada, en denunciar de nuevo a la G:.L:., el 13 de Febrero de 1997 ante la Primera Sala de Derecho Público, y con el mismo resultado anterior para su causa perdida y profana: La Resolución 04 del 24 de Julio de 1997 declara improcedente la medida cautelar indebidamente solicitad y mediante Resolución N° 05 del 1 de Octubre del mismo año, declara consentido el auto dictado en el cuaderno cautelar. Otra sentencia del 30 de Setiembre de 1997 declaró improcedente la acción de amparo interpuesta por Ayllón.En un acto extremo de paroxismo emocional, Germán Ayllón, suscribe un costoso comunicado en el diario El Comercio el 2 de Noviembre de 1997, tratando de sorprender a la membresía de la Orden afirmando, contrariamente a los hechos y a las resoluciones judiciales, que la Sala de Derecho Público a fallado a su favor.Queda la sospecha que no haya estado sólo en todo es-te desequilibrado accionar, considerando que Carlos Delgado, su antiguo defensor del ilícito de falsificación, presentó tres demandas en el mismo tiempo; Luciano Baquerizo, de quien Carlos fue su Vice, presentó cinco demandas; Emilio cuatro; Héctor, quien abogaba por la honestidad y las buenas formas e inicia demanda contra Luciano en el seno de la G:.L:., termina presentando tres demandas contra la G:.L:.P:.; Carlos, hermano de Germán cinco; Augusto Landerer, Mario Muñoz, Santiago Vicuña y Alberto Montezuma Chirinos, hijo del actual G:.M:. de Corpac, dos cada uno; Luis Masalias, el primer curador, Cesar Bazan, Sigfredo Zeballos, Luis Macgregor, José Acosta, Francisco Baquerizo y Edgardo Álvarez, uno cada uno.Cabe preguntarse ahora si toda esta avalancha de denuncias contra la Orden, fue una mera coincidencia o es la clara demostración de una conjura, de una verdadera y bien pensada conspiración.FERIA DE OCTUBREDice la letra del vals Lima de Octubre, que Octubre es el mes morado en el que se engalana Lima, la tri coronada villa o ciudad de los Reyes y que equivocadamente se le suele llamar la tres veces coronada villa. Decir tres veces coronada villa denuncia la hipótesis negada que fueron tres las oportunidades que el escudo de la ciudad o la propia ciudad recibiera aquel reconocimiento.
La usanza en la fundación de las ciudades para la corona española exigía que la misma debía entronizarse a la festividad religiosa más próxima a la fecha de la fundación. El día 18 de Ene-ro sólo tiene cercana la Fiesta de la Epifanía o de los Reyes Magos que se celebra el 6 del mismo mes. Es esa y no otra la razón por que la ciudad de Lima es denominada ciudad de los reyes, en alusión a los reyes magos y las tres coronas en su escudo son su representación simbólica. La estrella mayor que ilumina en la parte alta del escudo, es la de Belén, que condujo a los magos.
Las letras I K, son los nombres de la Reina Juana, conocida como la loca y de su hijo Carlos, que era Rey de España y Emperador de Alemania. Ambas iniciales de sus nombre, IOANNA y KARL, extraídas del idioma alemán. Las aves laterales son los ya desaparecidos gallinazos, aves muy comunes en aquellos años virreinales.Para los francmasones peruanos, ese Octubre-Noviembre de 1996, no fue muy ortodoxo o religioso que se diga; fue más bien guerrero, luchador, bravío si se quiere; al parecer inspirados en las tardes de fin de semana en el coso de acho y la lucha entre hombres, caballos y toros, en busca del escapulario de oro. Pero en Corpac nadie ganó el escapulario, no hubo triunfadores, sólo vencidos.El 18 de Octubre, primer día de la procesión del Cristo de Pachacamilla, Arturo decreta la suspensión por 60 días de los asociados que hicieron alboroto en las Grandes Asambleas del 9 y 30 de Setiembre.El 22 de Noviembre, con más de la mitad del tiempo de la sanción cumplida, German Ayllon, uno de los suspendidos, remite dos pl:. al G:.M:. a través de la Gran Sec:., reiterando su reclamo a la sanción inconstitucional e injusta suspensión y exigiendo su derecho de apelación ante la Gran Asamblea, como lo hiciera en una anterior del 29 de Octubre. En la segunda acusa conocer que la Gran Asamblea programada para el día 18 de Noviembre ha sido diferida para el 16 de Diciembre, casi coincidentemente con los sesenta días de la sanción, por lo que debe ser convocada una Gran Asamblea para ver exclusivamente lo relacionado con el castigo y ruega se haga en el término que él estima no debe exceder a los cinco días, y que en caso de no ser concedida la solicitud, estaría siendo obligado a defenderse en las instancias civiles.No es necesario ser erudito para entender que en forma y fondo, las pl. de Germán están fuera de realidad, como luego explicaran en su fundamento, los miembros del Tribunal Supremo: RR:. HH:.: Gastón Remy Llerena, Humberto Meneses Arellano, Daniel Arias Pérez, Augusto Valqui Malpica y Fernando Remond Villacorta, sobre un reclamo similar en los seguidos a los MM:. RR:. HH:. Emilio Cassina Rivas, Carlos Delgado Rojas y Luciano Baquerizo Zuzaeta.
Los miembros del Tribunal Supremo, en los considerandos Décimo al Décimo segundo de la Resolución 11 del Expediente 01-97 del 2 de Enero de 1998, dicen lo siguiente: admitir tal excepción implicaría la insubordinación contra los Linderos IV y XVII relativos al gobierno de la Fraternidad por un G.M. y, a la obligación de todos los Mas. de estar sujetos a las leyes y reglamentos de la G.L. de su jurisdicción; porque además el artículo 8 de la Constitución determina que los decretos son de cumplimiento obligatorio para todos los HH:. y LL:. de la Obediencia; criterio este último ratificado por el artículo 197 del Estatuto de la M:.R:.G:. L:. con el agregado de ser objeto de homenaje cuando se leen en Logia. Conviene expresar, de otro modo, que en el supuesto de admitirse que el Gran Maestro no tiene atribución legal para, mediante Decreto, intervenir en proceso masónico pretendiendo subsanarlo, tal Decreto debe cumplirse obligatoriamente mientras no se produzca su revocación del modo previsto en el artículo 55 de la Constitución; y así como la autoridad del V:.M:. es inviolable y ningún H:. puede censurarle, mayor es la autoridad del G:.M:. quien se sustenta en el inalterable Lindero IV y sólo da cuenta de sus actos a la Asamblea de G:.L:. Este Tribunal Superior, además de los fundamentos expuestos sobre la prevalencia de los Decretos de la Gran Maestría, considera necesario dejar establecido que no existe tal despojo argumentado, pues la suspensión impuesta por el G:.M:. extra proceso masónico en el ejercicio de atribución constitucional, constituye una privación transitoria, a diferencia del denominado despojo que implica privación permanente; sobre esto conviene remitirnos al Diccionario Enciclopédico de la Masonería Tomo II, P-Z, editorial Kier, Bs As, 1947, en cuya página 810 encontramos: Suspender: detener o parar por algún tiempo o hacer pausa. Privar temporalmente a alguno del ejercicio de un cargo o de sus derechos.Para los considerandos del 1 al 8 de la pl:. remitida al G:.M:. por el M:.R:.H:. Emilio Cassina Rivas con fecha 23 de Octubre de 1996, es aplicable con todo rigor las explicaciones del Tribunal Superior antes consideradas; configurando el argumento numerado con el N° 10, una hipótesis negada. Lo verdaderamente importante de esta pl:. es el reconocimiento tácito de los infractores y de la necesidad de hacer modificaciones al Reglamento de la Gran Asamblea.Lo sorprendente de la carta de Emilio y que es causa de verdadero asombro para quienes reconocemos su preclara inteligencia, más aún cuanto el mismo de declara como hombre de paz, que desea lo mejor para la Orden y que fundamentalmente profeso una absoluta devoción por el respeto y la aplicación plena de la Constitución, Estatutos y normas legales que rigen la vida de la institución, haya podido avalar con su prestigio, la defensa indefendible de un personaje como Germán Ayllón.La pl:. También del mes de Octubre del M:.R:.H:. Luciano Baquerizo, al puntualizar actitudes de conducta defectuosa del Vice G:.M:., reduce el ámbito del comentario a situaciones personal de interpretación subjetiva, perdiéndose objetividad sobre lo principal.El G:.M:. Arturo Rivera en su pl:. del 1 de Octubre intenta apaciguar los ánimos para que mejoren las interrelaciones personales entre los HH:. da una explicación de lo acaecido en la Gran Asamblea del día anterior y dice: Lamentablemente y con el objeto de obstaculizar nuestro progreso se presentó una cuestión previa que condicionaba el debate a un informe de acción de nuestro gobierno, el mismo que está expresado en el proyecto que proponíamos debatir.Al calor del debate se produjo un lamentable incidente, adoptándose actitudes intolerantes que personalmente lamento mucho y que derivaron en un penoso agravio y deliberada ofensa a la Gran Asamblea.En consideración al respeto que todos mis HH:. merecen, debo criticar severamente las actitudes asumidas por HH:. cuyas posturas deben condicionarse al espíritu de caballerosidad que personalmente propugno, esta reconvención la generalizo a todos los infractores, en la seguridad que beneficiará determinantemente nuestra fraternal causa, por lo que en aras de nuestros principios, exhorto la práctica del respetuo mutuo entre todos nosotros.Hay veces, como enseñó el maestro Jesús, la semilla no llega a buena tierra y todos los esfuerzos resultan inoficiosos, por ello también dijo que a los hombres por sus frutos se les cono-cera. Muchos entran a la Masonería pero sólo a pocos le es dado que la Masonería entre en su corazón.